Guía de Ibiza

Belén Valdehita
Belén Valdehita 04 Abril, 2018

Dicen que la isla de Ibiza no cierra en todo el año, y que nunca duerme. Descubre que todo esto es cierto, porque hay mucho que ver y hacer en esta preciosa isla balear.

Cala Mastella, Ibiza
Fuente de la imagen:

Parece increíble que en tan poco espacio se concentren tantos atractivos. Y es que la isla de Ibiza posee una extensión de sólo 41x15 kilómetros, pero que dan para mucho. Conocida a nivel mundial por su intensa vida nocturna, la isla pitiusa es mucho más que largas noches bailando: preciosos pueblos tradicionales que respiran tranquilidad, maravillosa playas y calas, bellos parques naturales, estupendos hoteles y restaurantes para todos los bolsillos y los mejores atardeceres del Mediterráneo.


Todavía se puede apreciar una cierta reminiscencia de su pasado hippie, que hacía presagiar todo lo que estaba por venir. Hoy en día la isla es todo un referente turístico a nivel internacional, un lugar repleto de encantadores y tranquilos rincones para perderse, para después reencontrarse bailando en un alguna de sus animadas fiestas, comprando en alguno de sus coloridos mercadillos o comiendo en alguno de sus selectos restaurantes. No te pierdas absolutamente nada con ayuda de nuestra guía de Ibiza.

Islote de Es Vedrá, en Ibiza
Fuente de la imagen: El Mar del Norte

Qué ver en Ibiza


  • La ciudad amurallada de Dalt Vila: al casco antiguo de la ciudad de Ibiza se le conoce como “Dalt Vila”, un laberinto de callejuelas repleto de rincones, museos, miradores y restaurantes... Las murallas que la rodean fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999.
  • Reserva Natural de Cala d'Hort: dotada de una increíble variedad de paisajes, esta reserva, situada en el municipio de Sant Josep de sa Talaia, alberga algunas de las mejores calas de la isla, como la que le da nombre, y lugares tan especiales como Atlantis, un extraño paisaje de formaciones rocosas creadas por el hombre, tras extraer las piedras necesarias para construir las murallas de Dalt Vila en el siglo XVI.
  • Parque Natural de Ses Salines: ubicado a nueve kilómetros de la capital, este parque recibe su nombre por una antiguas minas de sal que posee. Pero también cuenta con bonitos bosques de pinos y sabinas, y en su zona costera se hallan las praderas de posidonia, declaradas Patrimonio de la Humanidad.
  • Cuevas de Can Marça: es una impresionante cueva que cuenta con más de 100.000 años de antigüedad. Se halla en el interior de un acantilado del Port de Sant Miquel, y se puede recorrer durante 40 minutos, contemplando sus estalactitas, estalagmitas, cascadas y pequeños lagos. Precio: adultos, 10,50 euros. Niños de 4 a 12 años, 6,50 euros. 
  • Islote de Es Vedrà: uno de los rituales obligatorios si se visita la isla es contemplar el emblemático islote de Es Vedrà, de casi 400 metros de altura. Al igual que el islote de Es Vedranell, está situado frente a Cala d'Hort.
  • Torre del Pirata o des Savinars: situada en la Reserva Natural de Cala d'Hort, es uno de los mejores lugares para contemplar el islote de Es Vedrá. Se trata de una atalaya de vigilancia construida en 1756.
  • Las Puertas del Cielo: el acantilado de Sa Penya Esbarrada es uno de los mejores lugares de Ibiza para disfrutar de la puesta de sol. Es popularmente conocido como “Las Puertas del Cielo”, por el pequeño restaurante homónimo que se halla en lo alto.
  • Faro de Sa Punta des Moscarter: situado en el norte de Portinatx, es uno de los faros más especiales de la isla. De grandes dimensiones, se halla en un bello paraje natural donde destacan su franja helicoidal negra sobre fondo blanco. Es el más alto de las Islas Baleares, y emite destellos aislados cada cinco segundos.
Cala Vadella, en Ibiza
Fuente de la imagen: 1001 Consejos

Las mejores playas y calas de Ibiza


  • Cala Punta Galera: empezamos la lista y playas de Ibiza con una maravillosa cala que no es muy conocida, ya que su acceso ni está indicado ni es fácil. Es por ello que en Punta Galera apenas hay gente, y que incluso a primera hora puedas disfrutarla en total soledad. Formada por grandes planchas de roca amontonadas, es una playa nudista, y sus aguas son asombrosamente cristalinas. Al caer el sol el ambiente se vuelve de lo más hippie y relajante.
  • Cala d’Hort: ubicada en la Reserva Natural de Cala D’Hort no es de la más bonitas de Ibiza, pero tumbados sobre su arena disfrutaremos de una de las puestas de sol más espectaculares de la isla.
  • Cala Benirrás: en esta cala tiene lugar una de las puestas de sol más famosas de Ibiza, y no sólo por el atardecer, también por la tamborrada que aquí tiene lugar cada domingo. Consiste en cientos de personas que acuden con sus tambores y timbales al caer la tarde, dando lugar a un maravilloso espectáculo visual y sonoro.
  • Cala Conta: es una de las más concurridas de Ibiza, y se halla a 15 minutos de San Antonio de Portmany. Sus cristalinas aguas son perfectas para la práctica del snorkel y otras actividades acuáticas. Su arenal es de buen tamaño.
  • Cala Salada: con una longitud de 80 metros y una anchura de 25 metros, es una de las más visitadas de la isla. Se encuentra al norte de San Antonio, y está rodeada por un bonito entorno natural.
  • La lista de playas de Ibiza también incluye Cala Vadella, Cala San Vicente, Playa de las Salinas, Playa d'en Bossa, Cala Bassa, Sa Caleta, Cala Llonga, Playa de Figueretas, Cala Tarida, Cala Gració, Cala Codolar, Cala Carbó, Cala Jondal, Playa Es Cavallet, Playa de Talamanca, Cala Xarraca, Playa de Aguas Blancas, Cala Boix, Cala Nova o la Playa de San Antonio, entre otras posibilidades.
La ciudad de Ibiza
Fuente de la imagen: youne.com

Lugares que visitar en Ibiza


  • Ibiza: la capital ibicenca es una ciudad llena de luz y color, que resulta muy especial tanto de día como de noche. Además del barrio antiguo de Dalt Vila, donde se hallan la Catedral de la Virgen de las Nieves, del siglo XIII, los baluartes de la muralla, el Ayuntamiento o la Iglesia de Santo Domingo, del siglo XVI, alberga la animada zona del Puerto Deportivo, llena de tiendas, bares y restaurantes.
  • San Antonio de Portmany: es la segunda población más grande de la isla. Tiene su propia playa y un gran paseo marítimo, y es destino habitual de los que buscan vivir un gran ambiente nocturno. Aquí se concRestaurante Sa Brisa, en Ibizaentra, especialmente, en la calle Santa Agnes.
  • Santa Eulalia del Río: es el caso contrario de San Antonio, ya que aquí el ambiente es más familiar y tranquilo. Cuenta con buenas playas y calas cercanas, y su casco antiguo es una preciosidad.
  • Santa Gertrudis: este pequeño y encantador pueblo de interior surgió y creció en torno a una gran iglesia blanca que se remonta a finales del siglo XVIII. Pero que no nos engañe su reducido tamaño, porque cuenta con todo lo necesario, como bares, restaurantes o tiendas. Es un apacible lugar para huir de la estridente noche ibicenca.
  • San Carlos: con una encalada iglesia central, se trata de un pequeño y agradable pueblo del noreste de Ibiza. Cuenta con algunas tiendas y bares, en los que ofrecen licores tradicionales de hierbas ibicencas. Es lugar obligado de paso para llegar a algunas de las playas y calas más bellas de la isla
  • Santa Agnès de Corona: en este pueblito que también gira en torno a una blanquísima iglesia, se halla el Pla de Corona, una gran llanura cubierta por campos de almendros, que florecen entre enero y febrero dando lugar a un bello fenómeno natural digno de ver.
Restaurante Sa Brisa, en Ibiza
Fuente de la imagen: White Ibiza

Qué comer en Ibiza y dónde

En Ibiza encontrarás cualquier cosa que quieras comer, y casi siempre a cualquier hora del día o de la noche. Pero es la cocina tradicional ibicenca la que predomina en los bares y restaurantes locales.


No dejes de probar platos tan típicos como el guisat de peix o guiso de pescado; el bullit de peix, un elaborado plato de pescado con salsa alioli; el arroz de matanza, una paella caldosa con abundancia de productos cárnicos; el sofrit pagés, otro plato para amantes de la carne que incluye dos productos muy típicos de la isla, como la sobrasada y el butifarró, o el flaó, un pastel elaborado con queso fresco de oveja y cabra, hierbabuena y anís.


La oferta de restauración es impresionante, y de muy alta calidad. En esta guía te proponemos para tapear el Tiburón, en San Antonio, y el Rincón de Pepe, en Santa Eulalia; para degustar buena cocina mediterránea, el Jockey Club, en Sant Josep de Sa Talaia, y el Amante, en Santa Eulalia; para comer excelentes pescados y mariscos, Can Pujol y el Yemanjà, en Sant Josep de Sa Talaia, y para probar magnífica cocina creativa, el Sa Brisa, el Pastis o el Mirador de Dalt Vila, todos ellos en la ciudad de Ibiza.

Mercadillo hippie de Es Canar, en Ibiza
Fuente de la imagen: Welcome to Ibiza

De compras por Ibiza

La isla de Ibiza es un paraíso para las compras, contando con importantes zonas comerciales, como la del Puerto de Ibiza. Pero no hay nada más ibicenco que los mercadillos, como el de Sant Jordi, que se celebra todos los sábados en el hipódromo del pueblo de Sant Jordi, a unos tres kilómetros de Ibiza. Aquí encontrarás todo tipo de artículos de segunda mano, como ropa vintage, revistas y discos antiguos, muebles de segunda mano...


De ambiente hippie es el mercadillo de Las Dalias, que tiene lugar en Sant Carles los sábados. Un lugar donde encontrar todo tipo de artículos de artesanía, ropa, bisutería, cuadros, libros, bolsos, zapatos...


El Mercadillo de Es Canar es uno de los más antiguos de la isla. Comenzó a celebrarse en los años 70, y desde entonces se monta cada miércoles en el Club Punta Arabi, en la playa de Es Canar. Dispone de más de 400 puestos con todo tipo de artículos, contando con una zona para beber y comer y con otra para actuaciones musicales en directo.


En verano surgen otros muchos mercadillos en numerosos puntos de la isla, como en el mercadillo de Playa d'en Bossa, que es los viernes, o el mercadillo de Cala Llonga, que se celebra los jueves.

Sunset Ashram, en Ibiza
Fuente de la imagen: The Style Traveller

La maravillosa noche ibicenca

En Ibiza no es raro levantarte por la mañana y no volver a acostarte hasta la mañana siguiente. Es imposible no dejarse arrastrar por la noche ibicenca, famosa en todo el mundo. Mientras que Santa Eulalia del Río es conocida por contar con una gran variedad de restaurantes donde cenar, la ciudad de Ibiza y San Antonio de Portmany son los lugares donde se concentra la mayor animación nocturna, con modernos locales donde bailar y escuchar la música más vanguardista hasta el amanecer. Es un ritual que se repite todas las noches.


Hay algunos locales que son ya todo un clásico de la isla, como el Sunset Ashram, en Cala Conta, en el pueblo de Sant Josep de sa Talaia, un precioso club donde cenar, tomar copas, escuchar música, bailar, ver anochecer y también amanecer.


Realmente mítico es el Café del Mar, en Sant Antoni de Portmany, donde relajarse escuchando música chill out. Si buscas conciertos en vivo, acércate al Teatro Pereyra, en la ciudad de Ibiza. Apunta también lugares como el Puerto La Marina, en la capital insular, o la terraza Khumaras, en Sant Josep de sa Talaia.

Fiesta Flower Power en Pachhá Ibiza
Fuente de la imagen: My Ibiza

De fiesta en fiesta en Ibiza

Ibiza en verano es una continua fiesta. Imposible poder recoger en unas líneas todas las que se tienen lugar durante los meses estivales, pero, si puedes, no dejes de asistir a una Flower Power. Se celebran en la Discoteca Pachá todos los lunes, desde el 28 de mayo al 1 de octubre, y son de ambiente hippie, desenfadado y colorido, con un espíritu muy ibicenco.


Otro evento imprescindible es la Noche de San Juan, que se celebra en muchas de las playas y calas de la isla. La arena se llena de grandes hogueras que hay que saltar, y también hay conciertos musicales y degustaciones de los tradicionales macarrons de Sant Joan


Otra interesante propuesta es el Mercado Medieval, que transforma el casco antiguo de la capital, Dalt Vila, en una aldea de la Edad Media. Tiene lugar el segundo fin de semana del mes de mayo, y cuenta con puestos de artesanía, espectáculos de cetrería, actuación de juglares, faquires con serpientes o muestras de la gastronomía ibicenca, entre otras actividades.

Puesta de sol en la isla de Ibiza
Fuente de la imagen: Jetairfly.com

Ibiza es un gran destino vacacional para todo el año, pero es en los meses de verano cuando esta isla ibicenca se convierte en uno de los principales centros turísticos de todo el mundo.

REPORTAJES RELACIONADOS

Vive la isla de Ibiza también en invierno

Vive la isla de Ibiza también en invierno

Los habitantes de Ibiza tienen la suerte de disfrutar de esta maravillosa isla balear los 365 días al año. Y es que sus tradiciones, cultura, naturaleza, playas y gastronomía no cierran, ni siquiera e...

Hoteles con encanto en Ibiza

Hoteles con encanto en Ibiza

En Hoteles.net tenemos los hoteles con más encanto de Ibiza, para que vivas esta preciosa isla balear de una forma muy especial...