La histórica villa de Bailén, en Jaén

Belén Valdehita

Dotada de un grandioso patrimonio monumental y de un sugerente entorno natural, la villa de Bailén es un magnífico destino para tu próxima escapada por Andalucía.

Parroquía de la Encarnación, en Bailén, Jaén

Situado en la provincia de Jaén, el municipio de Bailén posee una privilegiada situación geográfica, lo que la convierte en la puerta de acceso a Andalucía. En estas tierras, hace más de dos siglos, tuvo lugar la histórica Batalla de Bailén (1808). Durante la contienda el ejército español derrotó, por primera vez en campo abierto, a las temidas tropas de Napoleón.

El clima de Bailén

Con un clima de tipo mediterráneo con influencia continental, el mejor momento para visitar Bailén es en primavera y otoño. Durante estas estaciones la temperatura es realmente agradable. La temperatura máxima media anual en la localidad es de 22 grados centígrados, siendo la mínima media de casi 10 grados.

El verano en Bailén es muy, muy caluroso. La temperatura máxima suele alcanzar, incluso superar, los 40 grados, y la sequía es total. Los meses de invierno también son extremos, con temperaturas mínimas de 3 grados bajo cero, numerosas heladas y alguna que otra nevada.

Qué ver en Bailén

La mayor parte del patrimonio histórico-monumental de Bailén es de tipo religioso. El edificio más destacado es la Iglesia de Nuestra Señora de la Encarnación, construida en el siglo XV según el estilo gótico isabelino y considerada Monumento Histórico. Otros reseñables monumentos religiosos son la Ermita de Nuestra Señora de la Soledad, del siglo XV; la Ermita de La Limpia y Pura, del siglo XV; la Ermita de Jesús y la de El Cristo, ambas de estilo barroco del siglo XVIII, o la Ermita de la Virgen de Zocueca, edificada entre los siglos XVII y XVIII.

Centro de Interpretación de la Batalla de Bailén, en Bailén

Por lo que respecta a la construcción civil, no hay que dejar de visitar el Palacio Ducal, cuya fachada se remonta a la época visigoda. A lo largo de su existencia ha funcionado como fortaleza, mezquita, iglesia y casa-palacio. Otros lugares de interés son la Huerta del Sordo o de San Lázaro, donde transcurrió la Batalla de Bailén, o las plazas de España, del Reloj, la Plaza Reding, la Plaza Yapeyú o la Plaza Spetses.

Comer y alojarse en Bailén

Bailén es lugar de paso entre la costa sur y el centro de la Península. Es por ello que en la villa suelen quedarse una parte de los pescados que se trasladan a Madrid. Además, es ésta una buena zona de caza, de ganado y de productos agrícolas. Todos estos ingredientes dan lugar a platos tan típicos como los guiñapos, que se elaboran con pescado y almejas; el ajoblanco, el cabrito al horno, las papas a lo pobre, la perdiz en escabeche o los lomos de salmón al Amanecer Andaluz. Para postre, nada mejor que el helado elaborado con aceite de oliva o los papajotes.

En cuanto a la restauración, Bailén dispone de buenos establecimientos, como Casa Andrés, que cuenta con una amplia carta de vinos, otra de aguas y otra de aceites. Otros recomendables restaurantes para conocer la cocina tradicional de Bailén son La Frescura o el Restaurante 1808.

Hote Zodiaco, en Bailén, Jaén

La oferta de hoteles en Bailén incluye alojamientos de cuatro estrellas, como el Hotel Gran Batalla, y de tres estrellas, como el Bailén Hotel, el Zodíaco o el Hotel Salvador.

Qué hacer en Bailén

Con un gran bagaje histórico y cultural, Bailén es una villa que conviene recorrer con tranquilidad, visitando sus monumentos y disfrutando de sus agradables rincones. Su entorno natural cuenta con bellos parajes, como la Dehesa Burguillo, desde donde parten seis diferentes rutas que nos permitirán contemplar la fauna local de aves, ciervos, jabalíes o toros, y la flora de jaras y encinas. Otra recomendable y peculiar ruta es la que nos lleva a través de las trincheras que se usaron durante la Guerra Civil.

Los aficionados a las compras encontrarán en Bailén originales cerámicas, estupendos artículos de jardinería, que son muy codiciados en Estados Unidos y Japón, y una magnífica oferta de vinos, aceitunas y aceites.

Paseo de las Palmeras, en Bailén, Jaén

La villa de Bailén, en Jaén, nos espera para mostrarnos sus tradiciones, su patrimonio histórico, sus bonitos alrededores y sus deliciosas propuestas gastronómicas.





REPORTAJES RELACIONADOS